יום שני, 25 במרץ 2019

Hola - shalom

¡Hola - shalom!

לדוברי ספרדית


Mi nombre es Michael. Nací y crecí en Nahariya, donde vivo con mi esposa y mis cinco hijos. Serví en una unidad de combate en las FDI. Soy judío, sionista y conservador.

Me gustaría contarles acerca de un capítulo importante en la Biblia: el capítulo 53 de Isaías (que puede encontrar al otro lado de esta página). El profeta Isaías habla acerca de alguien que vendrá, con quien Dios está muy complacido. Él no habla mal y no perjudica a nadie, sin embargo, Dios lo castiga por los pecados de otras personas. La razón por la que Dios hace esto es para que este hombre pueda llevar los pecados que pertenecen a otras personas y sufrir y morir en lugar de ellos. Este tipo de muerte se llama KAPARA: morir en lugar de otra persona.

Lo aliento a que busque un comentario judío o le pregunte a su rabino quién podría ser este hombre. La respuesta que obtendrás, muy probablemente será, que es la nación de Israel. Esto es también lo que a mí me enseñaron en la escuela: "Israel sufrió por los pecados de todas las demás naciones", según me dijeron. Considere los argumentos con cuidado y vea si las explicaciones que obtiene tienen sentido con lo que está leyendo. Por favor, preste especial atención al versículo 8 (Isaías 53), "Por las transgresiones de Mi pueblo: Él fue golpeado", es decir, este hombre sufrió por el pueblo de Dios, Israel.

Bueno, la antigua interpretación judía de este capítulo es que está hablando del Mesías, quien sufriría y moriría por los pecados de su pueblo, Israel. Muchas personas, entre ellos yo tambien creen que este fue Yeshua el galileo, Jesús de Nazaret. Jesús fue un hombre justo que habló la verdad y se asoció con los marginados. Él milagrosamente sanó cualquier enfermedad o discapacidad física que se le presentara, de modo que quedó claro que Dios estaba con él. Pero los rabinos lo envidiaban y lo odiaban porque los reprendía. Y así, el mejor hijo de Israel, que no había cometido ningún mal, fue rechazado por su pueblo y castigado con una muerte humillante en una cruz cuando solo estaba en sus treinta años.

Hermano, hermana; ¿No toca tu corazón que alguien haya sangrado y muerto en tu nombre? El Nuevo Testamento dice acerca de Él: "He aquí el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo". Eso significa que la puerta está abierta para ti, y si crees en El, tú también puedes recibir perdón por todos tus pecados. ¿Estarás dispuesto a soportar el rechazo de identificarte con Él ahora, para que cuando El regrese, seas honrado con Él?

Si desea saber más acerca de este hombre, Yeshua, y cómo puede recibir el perdón y la vida eterna a través de Él, por favor, llámeme o envíeme un mensaje. Solo hablo hebreo e inglés, pero puedo conseguir que un hispano hablante se conecte con usted.

Mientras tanto, adiós, y gracias por tomar el tiempo de leerlo!

058-4675827 (Whatsapp, SMS)


Lohamei HaGeta’ot 34, Nahariya

Cada Shabat a las 11:00 (excepto el último fin de semana del mes)


 ========================


Isaías 53

1 ¿Quién ha creído a nuestro anuncio? ¿y sobre quién se ha manifestado el brazo de Jehová?

2 Subirá cual renuevo delante de él, y como raíz de tierra seca; no hay parecer en él, ni hermosura; le veremos, mas sin atractivo para que le deseemos.

3 Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos.

4 Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido.

5 Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por su llaga fuimos nosotros curados.

6 Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros.

7 Angustiado él, y afligido, no abrió su boca; como cordero fue llevado al matadero; y como oveja delante de sus trasquiladores, enmudeció, y no abrió su boca.

8 Por cárcel y por juicio fue quitado; y su generación, ¿quién la contará? Porque fue cortado de la tierra de los vivientes, y por la rebelión de mi pueblo fue herido.

9 Y se dispuso con los impíos su sepultura, mas con los ricos fue en su muerte; aunque nunca hizo maldad, ni hubo engaño en su boca.

10 Con todo eso, Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole a padecimiento. Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado, verá linaje, vivirá por largos días, y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada.

11 Verá el fruto de la aflicción de su alma, y quedará satisfecho; por su conocimiento justificará mi siervo justo a muchos, y llevará las iniquidades de ellos.

12 Por tanto, yo le daré parte con los grandes, y con los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramó su vida hasta la muerte, y fue contado con los pecadores, habiendo él llevado el pecado de muchos, y orado por los transgresores.